viernes, 13 de febrero de 2009

El ayer y mis emociones


Esta noche he pensado en el día de ayer… y no ha sido como el anterior.
No hay dos días iguales aunque nos lo parezcan sí analizamos las emociones…
Ayer me he emocionado cuando un amigo ha compartido conmigo algo que está haciendo… un blog que promete esencias, luces, chispas y caminos. Será una parte del A Su Manera.
Ayer me he emocionado viendo la emoción, la satisfacción y el orgullo de hija de una amiga que por amor, cariño y respeto a sus padres, se enfunda el traje de la lucha y el trabajo para tratar de conseguir que los que tanto ama se queden en la memoria colectiva y no solo en la memoria de los suyos y lo acumulado con tanto esfuerzo y dedicación llegue y ayude a quien lo quiera.
Ayer me he emocionado viendo como alguien se esforzaba en sacar sonrisas, en colaborar a que otra persona se sintiese bien , lo más emocionante es que lo hacía sin alardes, sin palmaditas sonoras en la espalda de complacencia, sin nada de “yo estoy aquí para lo que quieras”…
Ayer me ha emocionado ver como pueden disfrutar juntas, acercarse e incluso ser cómplices a personas que han podido tener sus diferencias en el pasado. Las diferencias se hacen muros sólo si queremos, y ver que no se levantan vallas entre la gente a mi me enternece.
Ayer me ha emocionado como de forma espontánea hemos felicitado a alguien que no estaba, que luego sí nos acompañó y que estoy segura que estaba emocionado y que nuestro calor le ha llegado.
Ayer me ha emocionado leer y contemplar una historia ilustrada de mi niña Mónica, no por lo transcendental de lo narrado, sino por lo sencillo y porque es una perla más de unión de su cosecha.
Ayer me ha emocionado recibir una postal de San Valentín de Elisa…por lo que significa de meterme en un saco compartido con otras personas a las que ella quiere mucho.
Ayer me ha emocionado recibir dos besos virtuales de quien no está pasando la mejor época de su vida, pero ha olvidado su rabia y ha respondido con un acto de ternura.
Ayer me ha emocionado, y esta emoción ya la arrastro desde días atrás al comprobar que los corazones buenos se ven, se encuentran y se dan calorcito humano con naturalidad.
Ayer me ha emocionado, y mucho, el mensaje de un amigo que está sumergido en un mundo de dolor, desesperación y oscuridad… pero que ayer ha entreabierto la puerta de su alma para mandarme un guiño.
Estoy segura que si sigo pensando recuperaré muchas más emociones… pero ya me queda claro que el día de ayer no ha sido igual al anterior…

4 comentarios:

maria dijo...

Pues hoy a mi meha emocionado, ver el post de alguien tan generoso que tiene el don, porque creo que eso es un regalo y un don, de emocionarse con las alegrias ajenas.. Sabes? es una persona que cada dia voy conociendo mas y con la que mas me estoy encariñando y justo es que este post hablemos tambien de ella. Quizas su labor de apoyo a la gente que quiere o su gente como dice ella, sea silenciosa, no se ponga medallas ni meritos.. Pero a mi particularmente me emociona, que siempre esta ahi.. Si la necesitas, sin importar el momento, sin pensar en ella misma.. Y quizas me emociona mas, porque he visto como aprendio a decir No a muchas bobadas, es decir que cuando esta, esta convencida.. Yo soy tambien de esa que se enorgullece por dejar en su sitio a sus padres y tambien rendir un justo homenaje a las personas que quiero, que como no son ruidosas, parece que hacen menos.. Y hoy en concreto hablo de alguien, es de Orense, se llama Isabel, quizas tu la conozcas :).. Yo cada dia tengo mas cosas que agradecerle y mas conocimientos para admirar sus gestos y sus discretos silencios. Y este es uno de los dias que desearia escribir bien, para transmitir lo que siento, pero creo que me quedo muy corta. No cambies jamas en lo ensencial (Eso que es invisible a los ojos) Un beso

Guaglione dijo...

Dia mas completito has tenido Isa. ¿Tú no te aburres no?

Isabel dijo...

Sr.Guaglione pues no, no me aburro o al menos eso pretendo.Es muy fácil si te encuentras en el camino a buena gente, ingeniosa e inteligente que te enseña algo siempre.
Mª Jesús, gracias por tus pensamientos, llegan al alma aunque sean una exageración.
Besos para los dos.

Filidhz dijo...

Yo contaría todo lo que me ha emocionado pero sería repetir el comentario de María, así que le agregaré una cosita más... A mi emociona, recordar aquel día en que esa persona tan generosa se cruzo en mis ojos a pesar de tener 8000km de por medio...y además me emociona lo que voy descubriendo día a día y esa palabra tan sincera que tienes. Un abraaaazo má :)